Cafés con encanto » Visitas imprescindibles

Siguiendo los pasos de Amélie en…París

¡Ya es primavera! El sol me ha inspirado, me han entrado ganas de pasear y he preparado un recorrido por París inspirado en la película Amélie. Y es que nadie debería perderse el París optimista y típicamente francés que nos muestra esta película. ¡Que lo disfrutéis!

Nos trasladamos primero al principio de la película, cuando una voz en off nos cuenta que Amélie y su madre iban habitualmente a la Catedral de Notre-Dame, para pedir un hermanito para la niña. Notre-Dame es un imprescindible de París, pero en esta promenade me gustaría invitaros a contemprarla desde otra perspectiva, ¡desde una bicicleta! Recorrer los muelles del Sena frente a Notre Dame en bicicleta, es una experiencia inolvidable, de cine. Sientes una suave brisa en la cara, el solecito, pasas cerca de los pequeños barcos amarrados a orillas del río y cuando levantas la vista…ahí está la Catedral, y eso impresiona. Además, París es una de esas ciudades donde ese gran invento que es la bici pública, ha llegado por fin. Sólo tenéis que alquilar una por un día y París no se os resistirá…

¿Os acordáis de aquella escena en la que Amélie ayuda a un ciego a cruzar la calle y le lleva hasta una parada de metro? Ella le va comentando todo lo que ve: la actividad de la calle, la vida de un día normal en el barrio, los vendedores promocionando sus productos, la gente haciendo la compra, dirigiéndose a sus quehaceres cotidianos… Las sensaciones que nos transmite, los olores, los sonidos, podéis encontrarlos en el mercado de la Rue Mouffetard los domingos por la mañana en París. Se trata de un mercado de frutas y comida en general, muy cuidado, a todo color, en una callecita estrecha donde los vendedores de las distintas tiendas sacan sus productos a la calle. Si una vez allí, recorriendo la calle, pasáis por una panadería a la que llega una cola bastante considerable, que lo haréis, no olvidéis pedir un croissant au chocolat et aux amandes a mi salud… mmm…, irrepetible.

La zona del Canal de Saint Martin, es una zona de París distinta, tranquila, los coches no se notan tanto, y allí es donde se encuentra entre dos hileras de árboles, el curioso canal donde Amélie va a relajarse, haciendo rebotar piedras en el agua. En frente, las pequeñas tiendas de vivos colores Antoine et Lili, ofrecen ropa y artículos de decoración muy originales y recomendables…

En Montmartre, Amélie da pistas a Nino, el chico que le gusta, para que pueda conocerla. Pasa frente al tiovivo que se encuentra a los pies de la escalinata que sube hasta el Sacré Coeur, y también sube hasta el mirador que se encuentra en lo alto y desde donde podréis contemplar una preciosa vista de la ciudad. Ya que estáis por ahí, os recomiendo un restaurante muy “Amélie”, aunque no salga en la película: La Pétaudière, donde si tenéis suerte habrá alguien tocando el piano en directo y donde podréis pasar un buen rato en compañía o conversando con los camareros.

Un imprescindible en este circuito que ya finaliza, es el Café des Deux Moulins. En el mismo se inspira la cafetería en la que Amélie trabaja en la película. Además, se encuentra en el barrio de Montmartre, por lo que acercaros a él os permite dar un paseo más largo por la zona y disfrutar de la misma. El café es típicamente parisino y os trasladará sin duda al ambiente optimista y mágico de la película.

¡Miriam y Ángela, este post va por vosotras, que me enseñásteis a disfrutar de París!

Datos prácticos:

http://www.es.velib.paris.fr/

Es la página donde encontraréis toda la información sobre las bicicletas públicas de París, buena parte de ella en español. El abono de un día cuesta un euro. Podéis empezar el recorrido en la estación que queráis y dejar la bici en otra. Además, en la página web podéis buscar las localizaciones de las estaciones de bicicletas de la zona que queráis. Cerca de Notre-Dame hay varias estaciones, en principio las hay cada 300 metros en París, por lo que no hay excusa, para no disfrutar de la ciudad en bicicleta…

– El Canal de Saint-Martin une al Canal del Ourcq al Sena y se sitúa entre La Place de Stalingrad y La Bastille.

– La tienda Antoine et Lili:

95, Quay de Valmy, 10ème (http://www.antoineetlili.com/ )

– El restaurante La Pétaudière en Montmartre, tiene un menú bastante económico, alrededor de 15-20 euros:

7, rue Norvins, 18ème.

– Encontraréis el Café des Deux Moulins en:

15, rue Lepic, en el Barrio de Montmartre.


9 Comments »

  1. chus dijo,

    marzo 23, 2009 @ 11:05 am

    Si lo hubieras escrito antes, podríamos haber ido a La Pétaudière el año pasado. ¡Siempre es bueno dejar algo pendiente para poder volver!Besos.

  2. Bego dijo,

    marzo 23, 2009 @ 10:27 pm

    Susana, ya sabes que Paris me encanta. ¿ Como se llama el restaurante de Montmartre en el que comimos en una ocasión ?.A ver si te acuerdas.

  3. Susana dijo,

    marzo 24, 2009 @ 7:32 am

    ¡Pues es ese mismo, la Pétaudière!

    ¿Verdad que estaba bien? 😉

  4. moonriver dijo,

    marzo 31, 2009 @ 11:48 pm

    Aunque París no es santo de mi devoción, tomo nota de todo, que los paseos en bicicleta me chiflan e ir de compras y comer ni te cuento. ¡Ay! Mira que me resistí a ver Amelie, pero es que al final me encantó. 🙂

    ¡Besitos!

  5. Juana dijo,

    abril 14, 2009 @ 7:12 pm

    Que preciosa peli.
    me encanta como has relacionado la peli con el recorrido por mi amadísimo París.
    Tenemos que ir Bego,tú y yo SOLITAS.
    Gero arte,reina mía

  6. Thursnext dijo,

    agosto 3, 2009 @ 8:19 pm

    Me falta recorrer Paris en bicicleta, la próxima vez que vaya me acordaré de tu blog. En mi último viaje hice lo mismo, visitando las localizaciones de Al Final de la Escapada. Incluso fui a la calle donde rodaron el final, mi novio no entendía qué buscaba en una calle cualquiera, pero tenía que hacer la carrerilla sin aliento de Belmondo.

    Me han entrado ganas de volver 🙂

  7. Kate (Embarrassment of Riches) dijo,

    febrero 19, 2011 @ 12:56 pm

    I read on another blog about how lovely Rue Mouffetard is, but had no idea about its connection to Amelie! What a great paradigm for exploring Paris. We are definitely going to watch it again before we go!

  8. Susana dijo,

    marzo 6, 2011 @ 8:20 pm

    Hey Kate! The part of the film that reminds me of a market day in Rue Mouffetard actually takes place in Montmartre near subway station Lamarck-Caulaincourt but the atmosphere is quite similar to Rue Mouffetard in a market day 😉 and the Rue appears in other moments in the film, so I think it's worth the visit if you liked Amélie! Hope you'll have a wonderful trip!! Big hugs!

  9. Camila dijo,

    junio 18, 2012 @ 12:57 am

    Que lindo seria poder estar en esa ciudad. Siempre ha sido un sueño, conseguir hoteles en parís que me permitan disfrutar de las distintas atracciones que presenta la ciudad de la luz

Dejar un comentario




Susana

¡Hola! ¡Bienvenidos! ¿Os cuento algo sobre mí? ¡Me encantan los viajes! Y leer y el cine y el teatro y la fotografía... ¡Y recomendar lugares y experiencias a los demás! De ahí este blog en el que todos los consejos e imágenes, salvo que se especifique lo contrario, provienen de vivencias propias. ¡Espero que lo disfrutéis!

Diseño de viajes - Publicidad y Colaboraciones


Archivos





Posts Invitados, Otros Blogs y Vuelo Directo, Blogs que os recomiendo, Mis Premios


Creative Commons License
Esta obra está publicada bajo una licencia Creative Commons.

Copyright © 2019 Vuelo Directo. Producido por Tenerife Blogger.